CHILE: LA TORMENTA PERFECTA

0
664
Alud Norte de Chile – Marzo 2015

Lo que ha ocurrido recientemente en la zona norte de nuestro país, lamentable por cierto, no es más que demostrar tres cosas: Chile es un país de contrastes, el cambio climático nos está afectando de manera brutal, no estamos preparados ni para lo primero ni para lo segundo.

El martes pasado me desperté y no podía creerlo. Llovía sobre Santiago.

Como mi app de accuweather no corre en mi p…$##%& Iphone hace rato, ya dejé de ver los pronósticos del clima…así que todos los días tengo que mirar por la ventana para ver qué me pongo (aunque estos últimos tres meses me pongo lo mismo todos los días). Cuando vi la lluvia estaba sorprendido, deslumbrado. La verdad es que no podía menos que estar alegre de ver cómo llegaban augurios de lluvia y nieve…..por fin.

Sin embargo, al poco andar fui descubriendo que lo que en verdad estaba ocurriendo con la lluvia era una verdadera tragedia. ¿Y esto por qué?

Pues sencillamente porque llueve donde no debe y llueve lo que no debe.

El sur se incendia: Malleco, Tolhuaca, China Muerta, Conguillío…etc, etc, etc.

El desierto más árido del mundo se inunda en menos de 10 horas y queda la “embarrada” literalmente hablando…

¿Quién lo entiende?

Pues no hay nada que entender. Sencillamente Chile es una Loca Geografía, yo diría, una Geografía Bipolar. Pasamos de la sequía más angustiante al desastre. Nos ha pasado desde que tengo memoria. Porque cuando no llueve nunca y llueve…LLUEVE.

Y en el sur, donde antiguamente LLOVÍA, pues ya no pasa nada. Hoy no más leía en el diario que en Calbuco y Chiloé reparten agua a las islas con barcos aljibe.

¿Qué es lo que está pasando?

Pues que el cambio climático nos está matando. Así de simple. Hoy mueren bosques de araucarias quemados (no quiero pensar que es acción del hombre pero lo pienso igual), los ríos mueren porque ya no llevan agua, y el norte, que también sufre una sequía espantosa, se pide agua y la naturaleza nos entrega barro en cantidades, junto con devastación y desastre.

Basta con mirar en 360 grados y nos daremos cuenta que Chile no es más que un angosto pedazo de tierra en pendiente entre la cordillera y el océano. Y que la naturaleza dinámica nos pega por todos lados: remezones, sequias, incendios, aluviones, erupciones y lluvias.

¿Y estamos preparados? Pues yo creo que bien poco o nada.

El Chileno no se caracteriza por ser Proactivo precisamente. Somos buenos para echarle la culpa al empedrado…a la Onemi, al gobierno de turno, y a la Bachelet que es yeta. Que el volcán, que los incendios, que el tsunami, que el aluvión, que el terremoto.

Y si bien la gran lección que nos dejó el 27F fue prevenir los tsunamis, pues en el norte la furia llegó del otro lado….o sea como si nos estuvieran agarrando pal tandeo.

¿Y qué hacemos?

Pues no hay mucho que hacer, o quizás al revés….hay tanto que hacer que creo que lo que hagamos no servirá de nada, al menos en el corto plazo.

Primero tendríamos que ser distintos de cómo somos. Y me refiero al chileno de a pie. Dejar de culpar al otro y empezar a usar el mate. Eso ya es mucho pedir. Es verdad que las mineras abusan, que los grandes empresarios abusan, que el gobierno y los políticos abusan, que el Dávalos y la nuera abusan….pero eso es sólo mirar para el lado. Si el gobierno vale callampa, si la Onemi vale callampa, si los políticos valen callampa, y si las municipalidades valen callampa, entonces nuestro país entero valemos callampa.

Sigamos aguantando no más, qué otro embate se nos viene ahora. Hagan sus apuestas: Incendio en Valpo, erupción del Villarrica, terremoto en el norte (grande o chico)…

Si no cambiamos pronto y nos ponemos inteligentes y menos alegones, ésta loca geografía nos va a pasar por encima…como lo acaba de hacer recién desde Copiapó a Tal Tal. Y no me digan que es el gobierno o la Onemi el que tiene que darnos las soluciones pues entonces me dan la razón en todo lo que digo. Es verdad que son las instituciones que deben velar por la seguridad de todos los chilenos (aunque no parece) pero no podemos esperar a que nos digan qué hacer.

Hay eso sí una cosa que tenemos, y que nunca debemos perder, aunque nos convirtamos en new rich o nos creamos el hoyo del queque…..Somos SOLIDARIOS.

Eso no más. Fuerza y ánimo a los del norte. Preparen las cuadrillas para semana santa.

Rodrigo Echeverría B.
Director MAKALU CONSULTORES