ICE HOTEL: Parte 3 (y final)

0
598
Ice Hotel
Ya de vuelta de la gélida experiencia del Abisko National Park y sus Auroras Boreales, nos fuimos directo a nuestra última escala en estas heladas tierras Laponas: el Ice Hotel.
Ubicado a sólo 17 kilómetros de la ciudad de Kiruna, el más importante centro poblado de la zona,  y a una latitud de 67,84 grados latitud norte (más de 100 kilómetros al norte del círculo polar ártico), cerca de la localidad de Jukkasjärvi, está este “Hotel de Hielo” (literalmente de Hielo). Y qué mejor momento para visitarlo si a la sazón había -33,5 grados Celsius. Y aunque todos piensan que por ser montañista tengo mayor tolerancia al frío, pues debo decirles que estaba más helado que testículo de pingüino.
Claro que dentro del hotel hay “solamente” 7 grados bajo cero, y esto se debe a la sencilla razón que paradojalmente el hielo es un excelente aislante (de hecho por eso los esquimales inventaron los iglú), pues el hielo posee intersticios de aire que permite conservar no sólo el calor sino además se comporta como un extraordinario aislante del ruido exterior.
Brindando en el Ice Bar
Algunos “highlights” dignos de mencionar: este hotel se construye desde octubre y toma hasta mediados de enero. Pero desde diciembre se habilitan piezas para reservar. Los cubos de hielo usados para su construcción se toman de un río aledaño (congelado obviamente), donde la velocidad del torrente es ideal para generar cubos de hielo de un azul transparente. La construcción incluye puertas eléctricas, lámparas e iluminación pero No baños. En su construcción participan importantes escultores de todo el mundo, quienes por medio de un concurso postulan para ambientar cada una de sus habitaciones. Por tanto, estas son “esculpidas” literalmente desde el hielo. En febrero, cuando las temperaturas comienzas a aumentar, se cierra hasta iniciar una nueva construcción la temporada siguiente.
Toc Toc, hay alguien ahí dentro??
Por tanto, este hotel es verdaderamente una obra de arte y absolutamente recomendable para visitar. A pesar de su lejanía (a más de 1.200 kilómetros al norte de la capital sueca, Estocolmo) es “sólo para pasajeros valientes”. Distingue además su famoso “Ice Bar” que es íntegramente de hielo: barra, mesas, hasta las copas y una espectacular decoración.
Las habitaciones consisten en una cama de hielo, con un colchón y piel de reno, más la decoración ad hoc esculpida por los artistas asignados. Algunas decoraciones o temas por habitación: Pole Dance, Metro de Londres, Big Bang, Cinema, Narciso…
Cama de hielo en ambientación “Big Bang
Una verdadera experiencia helada.
Debo reconocer que al final de la visita, tenía los pies tan helados que tuve que aplicarme masajes por un buen rato para que reaccionaran.
A parte de esto, uno de los lugares más increíbles que me ha tocado conocer en mi vida, y sin lugar a dudas, el hotel más freak que he pisado.
Les dejo hermosas imágenes de esta maravilla.
Muchos saludos y a prepararse para el invierno que ya se nos viene.
Ja. Saludos a tod@s.

Rodrigo Echeverría B.

Fotos colección Rowena Moreno T.
Hall principal I
Bar y su extraordinaria decoración
Hall Principal II